Biografia de Cristian Castro

De carácter explosivo, ha experimentado como actor y cantante, pero su anhelo real es desarrollarse como director de cine. Hijo de Verónica Castro y Manuel 'El Loco' Valdés, Cristian nació famoso, pero luego se encargó de obtener logros propios con su carrera como cantante.
Datos biográficos
Conoció la fama desde que nació: ser el primogénito de Verónica Castro significó para Cristian ser perseguido desde pequeño por las luces de las cámaras y la curiosidad de los periodistas, con quienes hasta la fecha no ha logrado entablar una relación cordial.
Ese niño 'güerito' de ojos claros y pispiretos como su madre y con una sonrisa igualita a la de su padre (Manuel 'El Loco' Valdés), tuvo su primer éxito en el mundo del espectáculo con su interpretación de la canción Gallito Feliz, que a la fecha aún incluye en sus conciertos.
Bajo el cobijo de su madre, su tía Beatriz y su abuela, Cristian fue dándole forma y vida a su carrera, a los siete años fue locutor de radio y tuvo su propio programa: La hora de Cristian.
Más tarde combinó la actuación con el canto al participar en el festival Juguemos a Cantar y en la obra musical Mame, en la que compartió el escenario con Silvia Pinal y que fue la primera de las experiencias artísticas que le dio la satisfacción de ser reconocido con varios premios cuando apenas tenía nueve años.
A los 15 debutó en el Festival de la OTI con el tema 16 diciembres y retomó su faceta de actor al participar en la telenovela Las Secretas Intenciones.
En 1991, grabó su primer disco, Agua nueva, en el cual incluía la canción No podrás, que se convirtió en un éxito a nivel continental.
¡Viva la libertad!
A la par que conoció el éxito cosechado por trabajo propio, Cristian se alejó un poco de su madre, en una etapa en la que se caracterizó por sus escandalosas declaraciones, como cuando confesó su adicción a las drogas.
Por ese tiempo, Cristian también reconoció que su padre era el cómico Manuel 'El Loco' Valdés.
"Sí soy hijo de Manuel Valdés, pero a ese señor ni lo conozco", explicó, a la vez que sostenía que sentía más como madre a su abuela, pues Verónica Castro se la pasaba trabajando para poder sostener económicamente su hogar.
No obstante, la idolatría que sentía por su madre lo hizo recapacitar y en otra ocasión señaló que su padre y su madre eran una sola persona que se llamaba Verónica Castro.
Después de grabar dos discos más, de viajar, ofrecer conciertos por América Latina y acumular varios reconocimientos, entre ellos el Premio Lo Nuestro a la Mejor Canción por Nunca Voy a Olvidarte en 1994, Mejor Artista Masculino en la categoría Regional Mexicana en 1996 y Premio Especial "Jóvenes con Legado" en el 2000, el joven decidió olvidarse por un tiempo de su carrera musical y radicó un tiempo en Nueva York para estudiar cine, porque su más grande anhelo es dirigir una película.
Muchas veces Cristian ha dejado ver su intención de convertirse en director, en algunas ocasiones afirmó que ya había escrito una historia a la que tituló Choro mata carita, en la que dijo que participaría su madre como protagonista.
Sus berrinches y sus amores
Más que por sus relaciones amorosas, los escándalos de Cristian Castro los ha determinado su poca diplomacia al manejar sus relaciones públicas.
Como un buen niño consentido, Cristian Castro ha manejado su carrera hasta de manera berrinchuda. Nunca le ha importado ser puntual en las citas concertadas con los medios de comunicación, con quienes se ha portado incluso de manera impertinente.
Dueño de un auto marca Lamborghini que le regaló su madre, Cristian radicó un tiempo en Fisher Island, Miami, lugar que eligió para independizarse de su familia, después de pasar la mayor parte de su vida en México. Pero durante el 2000 regresó a su patria.
Desde que inició de manera formal su carrera como cantante, el joven ha sido considerado más intolerante que polémico.
Su informalidad lo ha llevado a dejar más de dos horas esperando a los medios citados por la disquera que distribuye su material, para después declarar que él no los necesita para difundir su material y darse a conocer con el público.
Entre sus groserías y el carisma que ha logrado proyectar a un sector del público femenino de América Latina, la fama de Cristian crece día a día, lo mismo por sus canciones que por sus amores o sus desplantes.
En su madre, Cristian ha encontrado al mejor abogado, pues en varias ocasiones ha sido Verónica Castro la que sale en su defensa, ya sea para explicar la conducta de su hijo o para pedir que lo dejen en paz.

Los videos más populares de Cristian Castro:

Discografia de Cristian Castro